lunes, 19 de diciembre de 2016

DIECISÉIS TONELADAS, GERMINAL: legendarias canción y novela de los mineros del carbón

 Una canción, una novela y la realidad de los trabajadores mineros

SIXTEEN TONS (16 TONELADAS)
TENNESSEE ERNIE FORD


SIXTEEN TONS (16 TONELADAS)  
THE PLATTERS


Y DOS VERSIONES EN ESPAÑOL:
16 toneladas. Regina Orozco

TIN TAN Y LUIS AGUILAR 16 TONELADAS

 SIXTEEN TONS

Some people say a man is made outta mud
A poor man's made outta muscle and blood
Muscle and blood and skin and bones
A mind that's a-weak and a back that's strong
{Refrain}:
You load sixteen tons, what do you get?
Another day older and deeper in debt
Saint Peter don't you call me 'cause I can't go
I owe my soul to the company store
I was born one mornin' when the sun didn't shine
I picked up my shovel and I walked to the mine
I loaded sixteen tons of number nine coal
And the straw boss said "Well, a-bless my soul"
{Refrain}
I was born one mornin', it was drizzlin' rain
Fightin' and trouble are my middle name
I was raised in the canebrake by an ol' mama lion
Cain't no-a high-toned woman make me walk the line
{Refrain} 
If you see me comin', better step aside
A lotta men didn't, a lotta men died
One fist of iron, the other of steel
If the right one don't a-get you
Then the left one will
{Refrain}

DIECISÉIS TONELADAS
Algunas personas dicen que un hombre es hecho de lodo
Un hombre pobre es hecho de músculo y sangre.
Músculo y sangre y piel y huesos
Una mente que es débil y una espalda que es fuerte
{Estribillo}
Cargas dieciséis toneladas, ¿y que obtienes?
Un otro día más viejo y más endeudado
San Pedro, no me llames, porque no puedo ir
Debo mi alma a la tienda de la compañía.
He nacido una mañana, cuando el sol no brilló
Recogí mi pala y caminé a la mina
Cargué dieciséis toneladas del carbón numero nueve
Y el capataz auxiliar dijo: “Vaya, bendice mi alma”
{Estribillo} 
He nacido una mañana, estaba lloviznando.
Peleando y conflictos son mi segundo nombre.
He sido criado en el matorral de la caña de azúcar
por una madre leona vieja
No hay una mujer elegante que puede hacerme caminar la línea
{Estribillo} 
Si me ves viniendo, debes desviarte.
Muchos hombres no lo hicieron,
muchos hombres murieron.
Un puño de hierro, el otro de acero
si el del derecho no te coge,
pues la izquierda lo hará
{Estribillo}

 Sixteen Tons -16 Toneladas- es una canción que versa sobre la vida de un minero del carbón, aunque tal y como están las cosas, bien podría reflejar el día a día de muchos obreros de la actualidad.

Oficialmente atribuida al cantante de country Merle Travis por ser el primero en grabarla (1946), el cantautor folk George S. Davis que trabajaba de minero en Kentucky, afirmó en 1966 con motivo de la grabación de un recopilatorio suyo que la canción la compuso en 1930, aunque con el nombre Nine to ten tons (De nueve a diez toneladas). 
Por su parte, Travis siempre ha argumentado que la frase Another day older and deeper in debt, (Un día más viejo y cada vez más endeudado) que es la línea principal de los coros, era repetida a menudo por su padre, a la sazón también minero.
Sólo con el chasquido de sus dedos y un único clarinete, la versión de Tennessee Ernie Ford pronto llegó a vender un millón de copias y de ahí directa a la primera posición del Billboard's Country Music.
La parte más sonora del estribillo “I owe my soul to the company store” (“Debo mi alma a la tienda de la compañía”), es una referencia al sistema de vales que en aquellas fechas usaban habitualmente las compañías mineras en sustitución de la paga en efectivo. 
Los vales (normalmente no transferibles) sólo podían ser canjeados en tiendas de la propia empresa, lo que hacía imposible que los trabajadores pudieran ahorrar nada en efectivo. Por otra parte, los precios de los almacenes se fijaban en proporción a los salarios, pero es fácil imaginar que la proporción era a favor de la compañía. De esta manera, para tener los suficientes productos básicos muchas veces no quedaba más remedio que comprar a crédito, quedando permanentemente en deuda.
El hecho de que las residencias fueran también de la compañía y que el alquiler se dedujera directamente de la nómina, hacía que este sistema se convirtiera en una miserable servidumbre que duró al menos hasta las grandes huelgas de la minería de finales del siglo XIX. 
Trabajar para estas compañías en aquella época, era lo más parecido a vender el alma al diablo.

Recordemos Germinal, novela de Emile Zola
La Voz del Anáhuac
diciembre 2016
Germinal obra literaria escrita por Emile Zola, de carácter narrativo, fue escrita a finales del siglo XIX; está considerada como la mejor novela jamás escrita en francés. En esta novela se narra la dura y realista historia sobre una huelga de mineros de Francia alrededor de 1850.
La obra fue escrita por Emile Zola (1840-1902), autor nacido en Francia y máximo representante del naturalismo. El naturalismo es un movimiento artístico surgido en el siglo XIX basado en reproducir la realidad con una objetividad perfecta en todos sus aspectos y tuvo como autores también a John Stuart Mill, Friedich Engels y Karl Marx entre otros.
Zola se ganó la vida escribiendo poemas, relatos y críticas en periódicos locales. Su primera gran novela trató sobre el estudio psicológico del asesinato y la pasión; más tarde, inspirado por los experimentos científicos sobre herencia y entorno, decidió escribir una novela que ahondara en todos los aspectos de la vida humana. Basándose en esto, escribió veinte novelas bajo el título genérico de Les Rougon-Macquart, entre las que está incluida Germinal, para poder ilustrar sus teorías basadas en el alcoholismo, la prostitución, tendencias homicidas, pretensiones de las clases medias bajas, etc. Zola también escribió novelas de crítica en los que ataca a los escritores románticos y las autoridades francesas por perseguir al oficial judío Alfred Dreyfus. Murió en París por intoxicación de monóxido de carbono en 1902. En su entierro, multitud de obreros y mineros salieron a la calle para declarar su grito de guerra: ¡Germinal!, ¡Germinal!
La obra Germinal no se puede considerar como una novela desfasada ya que actualmente hay algunos países y zonas donde se dan estas condiciones, recuérdese el “accidente” que costó la vida de 65 mineros en Pasta de Conchos, México, en 2006; o la huelga carbonífera en Sudáfrica, hace apenas un par de años.
Germinal es una obra literaria que trasciende en el tiempo, en la historia y en la geografía. Se le ha considerado del género naturalista, pero más allá de esa clasificación, es una historia realista de la lucha de clases, el relato de una rebelión proletaria frente a la explotación capitalista. Los mineros son uno de los sectores del proletariado en el que se materializa la explotación de la manera más cruda, descarnada e inhumana.
Recomendamos a todas y todos leer Germinal.

No hay comentarios: