lunes, 18 de enero de 2016

Entrevista a Silvio Rodríguez: “Soy la consecuencia de una vida y de una forma de concebir las cosas”

Periódico Diagonal
laentrevistadelmes.blogspot.com.es
Entrevista a Silvio Rodríguez para el programa "La entrevista del mes" (laentrevistadelmes.blogspot.com.es)
En este tiempo en que el egoísmo, el conservadurismo, la aceptación de las desigualdades sociales y el afán de lucro ganan terreno, la gira por los barrios es un formidable testimonio de lo mejor que han construido entre todas: darse y recibir, sin que medie ningún interés material. En los términos de Silvio Rodríguez: de amar y ser amado.
Silvio Rodríguez es uno de los más grandes artistas y más influyente, es un trovador que sueña, un aprendiz de brujo, un poeta con guitarra, un convencido de que la música y la poesía quizá no salven el mundo, pero sí lo mejoran.
Silvio es más que un músico, es más que un poeta, es más que un artista, creemos que es un ideólogo de esta época, un hombre con un compromiso social, y coherente como pocos.
En la entrevista nos hablará de la gira interminable que está realizando por los barrios marginales de La Habana, desde el año 2010, mes a mes, sin haber fallado ni uno solo. Silvio, ha puesto en práctica la iniciativa 'Ojalá' para hacer conciertos en barrios muy pobres desde una clara posición revolucionaria, en la que, por tanto, no hay lugar para la condescendencia ni la donación.
Les lleva regalos maravillosos a esas comunidades tan necesitadas y desvalidas que son un serio indicador de deterioro cuerpo social, pero esos dones no vienen a resolver sus carencias materiales. Son aportes a su espíritu, a lo que tiene de superior todo ser humano, a la autoestima, la alegría y el placer, a la cohesión de los vecinos y la pacificación de su existencia. Parten de la interlocución, la confianza y la fraternidad. Una entrevista emocionante para provocar el placer más absoluto de nuestra mente: pensar. Esperamos que sea de tu agrado. Entrevista publicada en La entrevista del mes. Tomado de Periódico Diagonal.

No hay comentarios: