lunes, 18 de mayo de 2015

¿CON TELMEX HASTA MORIR? Otra traición de la dirección sindical telefonista a la jubilación

Jorge Zambrano González
Fibra Sindical N° 7
Molestia e indignación corrían de boca en boca por la sala de trabajo al enterarse del acuerdo que tomaron empresa y el Comité Ejecutivo Nacional en torno a la jubilación. Aunque se trata de una revisión salarial, hace años que la dupla de firmantes que acuerdan nuestras condiciones de trabajo aprovechan esta coyuntura para mutilar nuestro contrato. Nuevamente el tiempo de permanencia en la empresa ha sido modificado: La nueva disposición indica que el personal de nuevo ingreso se podrá jubilar a los 65 años de edad y que continuará el Plan de Permanencia Voluntaria y el Orgullo Telmex con las mismas presiones y la misma estigmatización.
En tiempos ya idos, la agónica democracia que patinaba a nuestra agrupación ordenaba hacer una votación por escrito en que se aceptaba o rechazaba la propuesta de la empresa, pero eso era antes. Hoy nos tenemos que enterar de las nuevas disposiciones por la prensa o por los órganos de difusión de la empresa.
Ni en tiempos del anterior charro, Salustio Salgado, se llegó a dar una traición de este tamaño al gremio. Por mucho menos que eso el anterior charro del sindicato fue expulsado con el llamado Movimiento 22 de abril en 1976. ¿Acaso hoy no tenemos el coraje de los telefonistas de antes? ¿Estamos destinados a aceptar, con la cabeza gacha, lo que la familia en el poder y los dueños nos impongan?
Ahora es el momento de inconformarse, de reclamar, de proceder con los argumentos legales y políticos en la mano. De lo contrario, dispongámonos a estar atados con Telmex hasta la muerte.
Negociación contraria al acuerdo de la Asamblea General Nacional
Fibra Sindical N° 7

El Secretario General pacta con Telmex un acuerdo que traiciona la decisión de la Asamblea Nacional y de los telefonistas.

La Asamblea General Nacional en los últimos días de la prórroga había aceptado el ofrecimiento económico y los acuerdos de carácter administrativo, “rechazando de manera unánime la propuesta condicionada de la empresa, autorizando al Co. Francisco Hernández Juárez, al Comité Ejecutivo Nacional y a la Comisión Revisora de Salario, a reconsiderar este tema siempre y cuando la empresa estuviera dispuesta a ofrecer un número mayor de vacantes, no tocar los años de servicio y que el cálculo de las pensiones jubilatorias se realizaran sobre la base de integrar prestaciones al salario”.

“Ambas propuestas fueron votadas en todo el país en el mismo sentido de los acuerdos de la Asamblea General Nacional, contando con una amplia participación de nuestros compañeros activos y jubilados, quienes en un lapso menor a 20 horas sumaron cerca de 30 mil votos”.

Así lo dice la Circular que sobre la Revisión Salarial 2015 emitió el 6 de Mayo de 2015 el Comité Ejecutivo Nacional, el Comité Nacional de Vigilancia, las Comisiones Nacionales y las Comisiones Revisoras del Salario Telmex y CTBR, que se puede consultar en la página web del Sindicato.

Pero el golpe ya estaba bien calculado y fraguado por Hernández Juárez y Telmex, pues deliberadamente escondieron tanto a la Asamblea General Nacional como principalmente a la base telefonista que llegaron a consultar (puesto que es una mentira que participaron cerca de 30 mil compañeros en menos de 20 horas) que venía una modificación en la edad requerida para jubilarse y en el cálculo del finiquito.

Esta intención nunca se dijo claramente en la información a los telefonistas activos en los mítines que se llegaron a hacer en algunos centros de trabajo y secciones. Mucho menos se informó a los jubilados, pues ni los delegados ni los miembros del Nacional o comisiones se presentaron a informar en los centros de pago durante esa semana, y los pocos que llegaron a votar la “última y definitiva” tampoco se les dijo claramente esto.

Ya en 2009 cuando se modificó el esquema jubilatorio, Telmex insistía en quitar del cálculo de la pensión tanto la Renta como el Ahorro, además de los que finalmente quedaron fuera, pero por el descontento mostrado por la Asamblea Nacional de ese entonces, fue que tuvieron que incorporarlos al cálculo. Ahora Francisco Hernández le regala otro tanto, al quitar del finiquito por jubilación el concepto de Ahorro, que es uno de los más importantes.

Todos los nuevos telefonistas a partir del 25 de abril de este año que laboren entre 29 y 34 años tendrán que esperar a que cumplan 65 años de edad, como se dice en la circular, es decir, tendrán que trabajar cinco años más comparados con aquellos que entraron entre el 26 de abril de 2009 y el 24 de abril de 2015. Por consiguiente, en todos estos casos Francisco Hernández pisoteó el acuerdo de la Asamblea General Nacional pues consistía, repetimos, en “no tocar los años de servicio”.

Aumentar la edad de jubilación para el personal de nuevo ingreso, incrementar los años de servicio para los nuevos telefonistas que no lleguen a los 35 años de antigüedad y modificarles el cálculo del finiquito fue una decisión que Francisco Hernández tomó a espaldas de los telefonistas, pues en ningún lado se le autorizó esto y mucho menos puso a consideración modificar el Contrato Colectivo de Trabajo en esta revisión salarial. Ante esta grave violación, lo que procede de acuerdo a los Estatutos es que se le suspenda inmediatamente del cargo sindical y que se inicie el proceso de destitución como Secretario General
 

No hay comentarios: