sábado, 15 de julio de 2017

ATENCO: la lucha en defensa de la tierra sigue en México y resuena en el mundo


“Peña Nieto no nos representa a los mexicanos y lo venimos a denunciar”: doña Trini en Hamburgo, en el G20
Redacción Desinformémonos, periodismo de abajo
07 julio, 2017
Ver video:
Doña Trini, de San Salvador Atenco, protesta contra EPN en G20
Video: Deutsche Menschenrechtskoordination Mexiko
Publicado el 7 jul. 2017
Trinidad Ramírez del Frente de Pueblos de San Salvador Atenco e integrante del Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra (FPDT) protesta contra el Nuevo aeropuerto de la Ciudad de México (NAICM) y contra Enrique Peña Nieto en la Cumbre del G20 que se realiza en la ciudad de Hamburgo, Alemania. 
6 de julio de 2017
Hamburgo, Alemania/Desinformémonos.-  María Trinidad Ramírez, integrante del Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra, de Atenco, “la tierra que muchos de ustedes han pisado esa tierra sagrada”  porque es una tierra de los pueblos originarios. 
En Hamburgo, Alemania, en la protesta que se realiza al exterior de donde se reúnen los jefes de estado y sus comitivas en la Cumbre del G20, doña Trini, como cariñosamente le conocemos, elevó la voz y la protesta contra Enrique Peña Nieto y su decisión de construir el Nuevo Aeropuerto de la Ciudad de México (NAICM). 
Ante cientos de personas y con la participación de diversos colectivos, doña Trini señaló: “Enrique Peña Nieto, presidente de México, no nos representa a los mexicanos. Peña Nieto representa el despojo y el robo de la tierra, la violación a los derechos humanos, la violencia en contra de los pueblos originarios de los mexicanos”
Y con la fuerza que la caracteriza doña Trini continuó:  “Seguramente dirá que la economía en México está estable y que todo está bien, pero es mentira. Y por eso aquí se lo decimos,  porque en Atenco están imponiendo un aeropuerto internacional, robando nuestra tierra y nuestra forma de vida”.  En medio de aplausos de los presentes, doña Trini, continúa refiriéndose al presidente de México: “No le importa asesinar, violar, encarcelar, torturar, solo quiere entregarnos al capital y a la inversión extranjera, porque está pensando que el aeropuerto va a salvar de la crisis que estamos viviendo en México”, con lo que trae a la mente la brutal represión que vivieron en mayo de 2006, cuando siendo gobernador del Estado de México, Peña Nieto la ordenó. 
“No estamos de acuerdo con este presidente” subrayó Trinidad Ramírez en su discurso y “es por eso que estamos aquí, porque no sólo es Atenco. En todo nuestro país hay proyectos donde las transnacionales están construyendo sin pensar en nosotros. Por eso lo venimos a denunciar”.
“En México se asesina, se violan los derechos, se despoja y se roba la tierra. En México la herida está abierta y cada vez la están abriendo más, pero también cada vez más crece la indignación y la organización”, finalizó doña Trini, la mujer de las mil batallas de ese pueblo que no se da por vencido y que un día echó para atrás la construcción del nuevo aeropuerto de la Ciudad de México y que ahora, están decididos a hacerlo por segunda ocasión.
Atenco exige a la SCJN abrir sus puertas al pueblo, la justicia y la razón
La Voz del Anáhuac
13 de julio de 2017
El 13 de julio los compañeros del Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra-Atenco,  se manifestaron frente a la Suprema Corte de Justicia de la Nación demandando que atraiga el Amparo que han interpuesto en contra la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, por todos los perjuicios que ocasionará a los pueblos de la región oriente del Estado de México en cuanto a despojo de tierra y territorio, destrucción del tejido social, del equilibrio ecológico, del sustento agrícola, de la cultura e historia, desplazamiento forzado de miles de personas, desaparición de pueblos enteros.
         Diversas organizaciones sociales y colectivos acompañaron esta movilización del FPDT-Atenco, dejando claro que no está solo, que su ejemplar lucha en defensa de la tierra ha calado hondo en quienes desde diferentes trincheras también luchan en defensa de sus derechos y correspondiendo así a la solidaridad que el FPDT-Atenco siempre ha manifestado hacia las distintas luchas populares dignas y justas.
         Ha sido larga y penosa la lucha de los pueblos a la orilla del agua, han resistido golpes, prisión y muerte, pero no se han rendido, no se han vendido, no claudican.
         Ahora, llaman a la Suprema Corte de Justicia a que haga honor a su nombre, que escuche la razón del pueblo y que verdaderamente imparta justicia.
         Sabedores de que el camino por andar requiere de todos sus esfuerzos, están combinando el tortuoso laberinto legal con la movilización social. Es necesario que todos los que en este país luchamos por libertad, justicia, democracia y dignidad asumamos de manera clara y contundente nuestra solidaridad con este valiente pueblo.