domingo, 21 de mayo de 2017

XOCHICUAUTLA: PUENTES Y TÚNELES, PROPUESTA ALTERNATIVA PARA SALVAR EL BOSQUE

Indígenas ñañus proponen sistema de túneles y puentes como alternativa a autopista Toluca-Naucalpan
Redacción Desinformémonos
Periodismo de abajo
Foto: @Frentedepueblos
18 mayo, 2017

Ciudad de México/Desinformémonos.- Representantes del pueblo ñañu de San Francisco Xochicuautla, estado de México, dieron a conocer una propuesta alterna para evitar la construcción de la autopista Toluca-Naucalpan que afecta e invade sus territorios, por lo que sugirieron un sistema de puentes y túneles con los cuales no se interrumpa el libre tránsito de personas y especies de animales entre el bosque y la comunidad.
Los habitantes de Xochicuautla, José Luis Fernández y Armando García, explicaron que hace diez años se vieron obligados a iniciar la resistencia contra las obras del proyecto carretero a cargo del Grupo Higa por atravesar terrenos comunales y el Bosque de Agua sin haber consultado al pueblo antes.
Añadieron que las autoridades estatales constantemente intentan acabar con la lucha social que encabezan los pobladores a través de amenazas, hostigamiento y detenciones arbitrarias.
De acuerdo con la comunidad, la carretera Toluca-Naucalpan dañaría no sólo la relación del pueblo con la montaña, sino también a la vida animal local y los escurrimientos de agua que abastecen a toda la zona e incluso a Toluca y la Ciudad de México.
Por ello, consideraron que el sistema de puentes y túneles es viable, pues además no modifica el trazo original de la autopista, aunque sí representa una mayor complejidad de las obras y aumentaría el costo de construcción 6%.
Sin embargo, integrantes de organizaciones civiles aplaudieron la propuesta como búsqueda de una solución a través de medios pacíficos y posibles. Alberto Solís, de la organización civil Serapaz, expresó que con esta iniciativa el pueblo ñañú “le apuesta al diálogo con una propuesta seria para construir un acuerdo digno”.
El hecho más reciente de agresiones al pueblo ñañu por miembros de la policía sucedió a finales de abril, cuando el gobierno de Eruviel Ávila ordenó un despliegue de la Comisión Estatal de Seguridad del Gobierno del Estado de México y la presencia de personal de la corporación constructora Grupo Higa en la asamblea para elegir Comisariado de Bienes Comunales en el pueblo ñätho de Xochicuautla, así como en en otros puntos de la comunidad.

Los habitantes de la comunidad atribuyeron la transgresión a la insistencia gubernamental de imponer la autopista Toluca-Naucalpan en el Bosque Otomí-Mexica, a través de una estrategia “de división y contrainsurgencia para desgarrar el tejido social de los pueblos que se interponen en su paso”.