martes, 28 de febrero de 2017

TRUMP: ¿REDUCIR LA PÉRDIDA DE EMPLEOS? La automatización "inteligente" elimina puestos de trabajo

TRUMP, EMPLEO Y ROBOTS
Silvia Ribeiro, Investigadora del Grupo ETC
www.etcgroup.org
ALAI AMLATINA
América Latina en Movimiento
URL de este artículo: 
http://www.alainet.org/es/articulo/183659
20 febrero, 2017
ALAI AMLATINA, 20/02/2017  Uno de los principales factores en que se apoyó Donald Trump en campaña –y que ahora usa para justificar absurdas medidas anti-inmigrantes, altos impuestos a las importaciones y otras– fue la promesa de reducir la pérdida de empleos.
Sin embargo, según las estadísticas oficiales de Estados Unidos, la mayor parte de la pérdida de empleos en Estados Unidos se debió al aumento de automatización y robotización de las industrias.  Estados Unidos produce ahora 85 por ciento más bienes de los que producía en 1987, pero con una planta laboral de dos tercios de la que existía entonces (FRED Economic Data). La proyección es que con mayor uso de sistemas de inteligencia artificial, la automatización se expandirá a más industrias y sectores, eliminando más puestos de trabajo.
Las industrias que anunciaron recientemente que se quedarán o relocalizarán plantas a Estados Unidos, como Ford y General Motors, ya tienen una parte importante de su producción automatizada y van por más. Gran parte de los supuestos nuevos “puestos de trabajo” que crearán serán en realidad realizados por robots. General Motors se ufana de ser la empresa automotriz que más ha invertido en nuevas tecnologías, incluyendo el desarrollo de vehículos no tripulados, lo cual también redundará en menos puestos de trabajo (choferes, distribución de productos y otras ramas).
Carrier, que anunció que dos plantas de producción de equipos de aire acondicionado se quedarán en Estados Unidos en lugar instalarse en México (lo cual se presenta como logro de Trump) reconoció a la prensa que los incentivos fiscales que Trump le prometió, serán usados para aumentar notablemente la automatización de sus plantas, con lo cual aumentará sus ganancias a mediano plazo, pero reducirá los puestos de trabajo. (Business Insider 5/12/16)
Ya como presidente electo, el New York Times le preguntó a Trump si los robots iban a remplazar a los trabajadores que votaron por él. Trump reconoció alegremente “Lo harán, pero nosotros vamos a construir los robots también”. (NYT, 23/11/16 https://tinyurl.com/juymes5).
Sólo que por ahora, el país con mayor fabricación de robots industriales en el mundo es China, que ya ha realizado grandes inversiones para ser además el primer productor global de robots aplicados a la agricultura y a nuevos campos de manufactura industrial.
(NYT 25/1/17  https://tinyurl.com/hwmd4p6).
El traslado de grandes plantas de manufactura industrial a México y otros países del Sur en las últimas décadas se debió a que las trasnacionales encontraron así formas de aumentar exponencialmente sus ganancias, explotando una situación de bajos a ínfimos salarios, pésimas condiciones y derechos laborales y terreno impune para la contaminación y devastación ambiental, además de ahorrarse el pago de impuestos en su sede. Todo lo cual fue asegurado y aumentado con los tratados de libre comercio. La vuelta de algunas plantas industriales a Estados Unidos se basa en una reevaluación de sus ventajas comparativas a partir de las crisis actuales. Seguramente, la amenaza de Trump de colocar altos impuestos a las importaciones es un componente, pero la nueva ola de automatización “inteligente” juega un rol clave. Si Trump, como prometió a las empresas, les subvenciona con dinero del erario un desarrollo más rápido hacia la nueva generación de automatización inteligente, esto sin duda forma parte de la ecuación de ganancias de esas empresas. Claro que también le sirve a Trump como supuesta demostración de fuerza y como imagen de que está revirtiendo la pérdida de empleos.
Pero las predicciones sobre la cantidad de empleos que se perderán por la aplicación industrial de nuevas formas de robótica e inteligencia artificial en ese país varían de 9 a 47 por ciento, según el estudio que se tome de referencia.  A nivel global, recientes reportes de la OCDE, la Universidad de Oxford y el Foro de Davos –entre los más citados en el tema– todos prevén mayor pérdida neta de empleos que la que ya ha ocurrido, una tendencia que afirman se ha acelerado desde el año 2000. UNCTAD, el organismo de Naciones Unidas sobre comercio y desarrollo, prevé que en los llamados países en desarrollo hasta dos tercios de los empleos pueden ser sustituidos por robots
(UNCTAD 2016, https://tinyurl.com/zu2r3vc)
Pero la automatización y la robótica están lejos de ser novedades. La “novedad” es el salto exponencial en el desarrollo de la inteligencia artificial y la convergencia con esa y otras nuevas tecnologías, como nano y biotecnología, que se está expandiendo más allá de la fabricación industrial, a la agricultura y alimentación, transporte, comunicación, servicios, comercio, industrias extractivas, entre otros sectores claves; con múltiples impactos ambientales, a la salud, y también sobre el empleo.
Un proceso de convergencia que en el Grupo ETC llamamos BANG desde 2001 (bits, átomos, neuronas, genes) y que el Foro de Davos desde 2016 llama “cuarta revolución industrial”.  La automatización de las últimas décadas ha significado un aumento de la productividad, pero no mayor bienestar social, sino lo contrario: estancamiento de salarios y aumento de la desigualdad. Nótese que de los ocho hombres más ricos del planeta ­–que concentran más riqueza que la mitad de la población mundial– la mayoría son empresarios informáticos o cuya actividad está fuertemente vinculada a la digitalización y robotización.

Y según los reportes mencionados, la expansión de la nueva ola de automatización “inteligente” eliminará más empleos de los que generará, afectando también sectores distintos de los que ya venían siendo sustituidos por ella. Cómo intentará Trump resolver esa contradicción, es un enigma.

PROFEPA Y SEMARNAT OMISAS ANTE DAÑOS DE FORTUNA SILVER EN OAXACA

A 2 meses de interponer denuncias formales, no hay respuesta de dichas autoridades.
Exigimos que las autoridades correspondientes atiendan las afectaciones causadas por el proyecto minero “San José”, ya que Fortuna Silver opera en total impunidad.
Fuente: en defensa de los territorios
Centro de Medios Libres
28 febrero, 2017
Desde 2014, la empresa minera Fortuna Silver Mines (FSM), a través de su filial Cuzcatlán ha realizado trabajos para la expansión del proyecto minero “San José”; las comunidades de Magdalena Ocotlán, San José del Progreso, Monte del Toro y San Martín de los Cansecos hemos resultado perjudicados por dichas actividades, por lo que decidimos en asamblea regional declarar nuestros territorios como prohibidos para la minería el día 08 de noviembre de 2015. Dicha Declaratoria fue firmada por nueve comunidades de la región, en la que decidimos, en el ejercicio de nuestro derecho a la autonomía, no permitir ningún trabajo de exploración y explotación minera en nuestros ejidos.
Pese a esta decisión, la empresa minera promovió ante la SEMARNAT el 24 de noviembre de 2016 un estudio técnico con el objetivo de realizar exploraciones mineras directas con un total de superficie de 167m2 por hectárea en zonas de uso agrícola, planteadas dentro de la concesión minera Progreso II, para acondicionar planillas y perforar a diamante la Veta María. Este estudio se encuentra registrado ante la SEMARNAT con número 20OA2016MD086.
Los que suscribimos hemos localizado la concesión minera Progreso II, en un área eminentemente agrícola y forestal, la cual contribuye a la recarga de la presa Bordo Vallito, ubicada en San José del Progreso y la presa Yoguvene, ubicada en San Martín de los Cansecos, ambas utilizadas para la agricultura, el cuidado de animales y el consumo humano, dicha área es reconocida por el nombre de “Las Marías” en la región.
La zona donde la empresa minera pretende realizar exploraciones es también un área de recarga de los mantos acuíferos en la micro-región, por ende la autorización de permisos para realizar exploraciones constituyen una grave amenaza en términos ambientales en nuestras comunidades.
Ante esta situación, las comunidades firmantes presentamos un escrito ante la SEMARNAT el día 01 de diciembre de 2016, exigiendo que dicha autoridad niegue la autorización del Informe Preventivo con número 20OA2016MD086, por la afectación que dichos trabajos producirían en nuestras comunidades, además de pedir al Delegado Tomás Víctor Gonzáles Ilescas una audiencia para exponer nuestros argumentos.
Denunciamos que dos meses después de presentar dicho escrito, no hemos recibido ninguna respuesta por parte de esta autoridad, nosotras y nosotros advertimos a la SEMARNAT que el hecho de permitir estudios de esta magnitud, profundizará las afectaciones hacia nuestro territorio en la región, principalmente afectaciones a los mantos acuíferos y al agua que utilizamos para nuestra siembra y consumo humano.
En este mismo sentido, el 26 de septiembre de 2016 presentamos una denuncia popular ante la PROFEPA en la cual requerimos que se constituyan en el sitio del proyecto minero para constatar las afectaciones producidas por el mismo, hasta el momento sólo hemos recibido un oficio de aceptación de la denuncia, sin embargo a 5 meses de su presentación, no existe ninguna respuesta favorable por parte de esta autoridad encargada de la protección al medio ambiente.
ANTE ESTA SITUACIÓN, EXIGIMOS:
A la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales:
No permita la autorización de ningún Estudio de Impacto Ambiental o Informes Preventivos tendientes a la exploración o explotación minera en la región y otorgue a la brevedad posible una audiencia con el Delegado Tomás Víctor Gonzáles Ilescas.
A la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente:
Se constituya a la brevedad posible en el sitio del proyecto minero para constatar las afectaciones producidas al ambiente por el proyecto minero “San José” y las actividades de exploración realizadas en nuestros límites ejidales.
A la Secretaría de Economía:
Cancelación de las concesiones mineras con títulos: 229652, 231866, 231751, 231752, 231796, 231537, 231538, 191184, 235699, 235700, 235074, 230489, 230278, 238816, otorgadas a las empresas mineras: Compañía Minera Cuzcatlán S.A. de C.V., minera Aurea S.A. de C.V., Cia Minera y Metalúrgica Ejutla S.A. de C.V., Compañía Minera Plata Real S.A. de C.V. que cubren una superficie de 49376.3501 hectáreas, las cuales violentan nuestro derecho al territorio y libre determinación, reconocidos por el gobierno mexicano y tratados internacionales de derechos humanos.
A la empresa minera Fortuna Silver Mines:
Le comunicamos que no permitiremos ningún trabajo de exploración o explotación minera en nuestros ejidos y comunidades.
Aquí decimos SI a la Vida,
No a la Minería.

Comisariados de Bienes Ejidales de Monte del Toro, San Martín de los Cansecos, Buena Vista y Cerro de las Huertas, Coordinadora de Pueblos Unidos del Valle de Ocotlán (COPUVO), Comité de defensa de Magdalena Ocotlán contra la Minería.

2018 #VamosPorTodo: ASAMBLEA CONSTITUYENTE DEL CONCEJO INDÍGENA DE GOBIERNO

El Congreso Nacional Indígena en Asamblea Plenaria, celebrada en el Caracol de Oventik, Chiapas, México, anunció, como uno de sus resolutivos, que va por la presidencia de la república, con una candidatura independiente, indígena y mujer y que el día 27 y 28 de mayo de 2017, en San Cristóbal de Las Casas, en el Cideci-Unitierra, Chiapas, México, se llevará a cabo la Asamblea Constituyente del Concejo Indígena de Gobierno.
         Como ya dejaron apuntado desde octubre, en el comunicado “Que retiemble en sus centros la tierra”:
“Ratificamos que nuestra lucha no es por el poder, no lo buscamos; sino que llamaremos a los pueblos originarios y a la sociedad civil a organizarnos para detener esta destrucción, fortalecernos en nuestras resistencias y rebeldías, es decir en la defensa de la vida de cada persona, cada familia, colectivo, comunidad o barrio. De construir la paz y la justicia rehilándonos desde abajo, desde donde somos lo que somos”.
Así que mientras el CNI termina el proceso de consulta y nombra representantes para el Concejo Indígena de gobierno, en las ciudades, en los pueblos no indígenas, en las comunidades campesinas, en las organizaciones obreras, magisteriales, estudiantiles, de acuerdo a nuestro paso y tiempo, acorde a nuestro calendario, cada cual en su geografía, en su sector, sea centro de trabajo o de estudio, en su ejido, pueblo o barrio, también debemos organizarnos para, junto al CNI y el Concejo Indígena de Gobierno, tomar cada quien su lugar, asumir las tareas que correspondan y sobre todo, fortalecer la resistencia y la rebeldía en cada rincón del país.