domingo, 19 de marzo de 2017

ACCIÓN SOLIDARIA CON LOS COMPAÑEROS EN PRISIÓN POR LUCHAR POR LA LIBERTAD PLENA

TARDE CONTRA EL ENCIERRO
Publicado el 18 marzo, 2017
LaCelia Zambrano, madre de Luis Fernando Sotelo Zambrano denuncia las mentiras en el juicio con el que el compañero ha sido sentenciado a 33 años y 5 meses de prisión y multas que juntas ascienden a casi 8 millones de pesos.
Desinformémonos, periodismo de abajo, publicó el 23 de septiembre de 2016 la siguiente nota informativa:
Con una condena de 33 años y 5 meses de prisión es sentenciado Luis Fernando Sotelo Zambrano, quien aseguraron autoridades, deberá pagar una multa de 519 mil 815 pesos; 5 millones 461 mil 559 pesos por los daños a una unidad, del metrobús, cuyo costo asciende a 2 millones 566 mil 219 pesos, así lo informó el periódico El Financiero. Dicha sentencia fue calificada por la Campaña Luis Fernando Sotelo Libre, como: “ridícula y desmedida” ya que, aseguran: “no existe ninguna prueba en su contra”.
Sobre estos hechos, El Ejercito Zapatista de Liberación Nacional (EZLN), y el Congreso Nacional Indígena (CNI), mencionaron en su: “Parte de guerra y de resistencia # 44”, colocaron el caso de Sotelo como un ejemplo de “la mentira, la simulación y la impunidad, el mal gobierno suma los atropellos e injusticias contra quienes se han solidarizado y manifestado en apoyo a la lucha de los familiares y compañeros de los 43, como el joven Luis Fernando Sotelo Zambrano, solidario siempre con las luchas de los pueblos originarios” por lo que en sus demandas exigen su libertad.
Por su parte, el Colectivo Kaos en la Red, quienes se definen como “personas conocidas desde hace años por nuestra lucha por la libertad de información, por la comunicación alternativa, por garantizar voz a los que en otros medios la tienen vedada, en definitiva por nuestra batalla anticapitalista”, opinó en su portal que: “Esta es una sentencia que responde a la política de represión y criminalización del Estado Mexicano, comenzando por el Jefe de Gobierno Miguel Ángel Mancera quien pretende condenar a nuestro compañero sin ninguna prueba y colocándole una pena ridícula y desmedida”, luego de que a un año y nueve meses de proceso, Sotelo fuera sentenciado por los delitos de ataques a las vías de comunicación, ataque y daño calificado a la paz pública.
Por otro lado, Kaos en la Red incluye, en su publicación, el mensaje de la Red Contra la Represión y por la Solidaridad (RvsR), de la que Sotelo es integrante, y en el que se afirma que:

“El gobierno de Miguel Ángel Mancera se ha caracterizado por su intolerancia, por el uso brutal de su banda de golpeadores agrupados en sus policías. Se ha caracterizado por la impartición de la injusticia a través de sus jueces y ministerios públicos que trabajan sólo de consigna”.
RvsR asegura que Luis Fernando no está preso por las razones jurídicas que “alude la justicia capitalina”, pues, en su opinión, las acusaciones en su contra “son sólo un pretexto para ejemplificar el castigo del Estado a quienes se solidarizan con las luchas sociales y sus demandas de justicia y de dignidad” ya que, detallan, Sotelo participó en actos de “solidaridad, dicen”, por la presentación con vida de los 43 normalistas de Ayotzinapa y otras movilizaciones sociales.
“Lo tienen secuestrado por esas razones”, aseguran, por lo que anunciaron emprenderán una campaña para su liberación, “A nosotras, a nosotros nos corresponde organizarnos, arrancárselo a los criminales encabezados por el dictadorcillo de Mancera. Luis Fernando no estará preso 33 años. ¡Estará libre! Gracias a la lucha por la lucha y libertad de nuestro pueblo”, sentenciaron.
Por su parte, el portal Kaos en la Red, publicó sobre el sentenciado que se trata de “un activista perteneciente a colectivos adherentes a La Sexta Declaración de la Selva Lacandona y cercano a la Red Contra la Represión y por la Solidaridad. Cursaba el bachillerato en la UNAM en el sistema semi abierto. Comprometido con la lucha estudiantil y el trabajo comunitario en acompañamiento al Congreso Nacional Indígena, también fue parte del movimiento en contra de la alza de la tarifa del metro y de la lucha por la liberación de Mario González”.
Los hechos por los que se acusa a Sotelo se dieron aproximadamente a las 18 horas del 5 de noviembre de 2014, cuando un grupo de personas, entre las que se presume se encontraba Sotelo, lanzaron objetos con fuego hacia el piso de una unidad del Metrobús cuando este llegada a la estación Ciudad Universitaria, ubicada en Insurgentes Sur.
            Los cargos que se imputan a Luis Fernando Sotelo Zambrano, mismos por los que se le ha sentenciado, están basados en mentiras y contradicciones. El conductor del metrobús incendiado inicialmente lo señaló como uno de los que incendiaron la unidad y la estación del metrobús, sin embargo posteriormente se contradijo, al asegurar que quienes provocaron el incendio iban encapuchados, por lo que le sería imposible reconocerlos. En resumen, no hay prueba alguna de la responsabilidad de Fernando Sotelo en los hechos por los que se le sentencia.
Contra la criminalización de la protesta social.
¡Si tocan a uno, nos tocan a todos!
¡La solidaridad es un arma contra el poder!
¡Libertad a tod@s l@s pres@s polític@s!

¡Abajo los muros de todas las prisiones!