jueves, 9 de febrero de 2017

CNTE: NO CLAUDICA LA LUCHA CONTRA LA MAL LLAMADA “REFORMA EDUCATIVA”


CNTE protesta para tirar la reforma educativa
Redacción Desinformémonos
09 febrero., 2017-02-09
Ciudad de México/Desinformémonos. Bajo la consigna de tirar la reforma educativa, maestros de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) tomaron las calles de la Ciudad de México para exigir la abrogación de los artículos 3° y 73 constitucionales.
Alrededor de 5 mil integrantes de la CNTE en Chiapas, Guerrero, Michoacán, Oaxaca, Veracruz y la Ciudad de México salieron desde el Auditorio Nacional a las diez de la mañana para llegar al Senado de la República, donde entregaron una iniciativa ciudadana que, en palabras del secretario general de la Sección 22 de Oaxaca, “contiene la voz de México”.
Adelfo Alejandro, dirigente de la Sección 7 de Chiapas, afirmó que la demanda a los legisladores es a que “se concentren en escuchar lo que hemos venido proponiendo desde 2013, cuando dijimos que ésta no era la reforma que el país necesitaba”.
La iniciativa contó con más de 500 mil firmas de los ciudadanos en los diferentes estados para dar viabilidad a la demanda, y los manifestantes también se pronunciaron por la aparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa.
“No vamos a claudicar en la lucha por la abrogación de la mal llamada reforma educativa. Ya se vio con la prueba PISA el fracaso del modelo (educativo) del gobierno de (Enrique) Peña Nieto, que no busca resolver el rezago educativo”, difundieron con el altavoz que colocaron en un autobús.
Respecto a la movilización del próximo 12 de febrero, aseguraron que se trata del “pánico de la derecha, que antes criminalizaba las manifestaciones y nos insultaba por protestar”.
“Ahora pretenden engañar al pueblo valiéndose de la inconformidad que provoca un gobierno fallido como el de Peña Nieto, el enemigo que ayudó a (Donald) Trump a instalarse en el gobierno de Estados Unidos que está en nuestra propia casa”, indicaron.
En agosto, la CNTE declaró que la reforma educativa era “el fracaso del sexenio” y que “ha resultado claramente fallida”. “Eso habría que reconocerlo (el gobierno) como punto de partida para cualquier análisis sobre la educación actual. Hoy podríamos indagar sobre las causas o explorar las razones profundas de la problemática, pero es un hecho que la propuesta del gobierno tiene problemas de fondo. Y no se trata solamente de problemas de aplicación, sino de una problemática de concepción y de diseño de las políticas oficiales”, declaró.
De acuerdo con los maestros, el “fracaso” se debe al diagnóstico “limitado” de la problemática educativa en México, el cual acusa “erróneamente” a los docentes de ser responsables de “todos los males”, a la concepción “mercantilista” de la educación, al desconocimiento de las “potencialidades de participación” de maestros y ciudadanos y, por último, a la visión “reduccionista y equivocada” de la evaluación.
“Lejos de propiciar mejores condiciones para el trabajo de los docentes, para el desempeño de los estudiantes o, en síntesis, para lograr un ‘México con educación de calidad’, como plantean los documentos gubernamentales, la política educativa ha generado una enorme incertidumbre laboral, así como un muy desfavorable entorno educativo para la niñez y la juventud”, señalaron.