sábado, 17 de septiembre de 2016

Antigrito en Tuxtla Gutiérrez y Palenque, Grito oficial en Tapachula tras reprimir a pueblo rebelde

Gobernador de Chiapas da Grito en sede alterna; EZLN se adelanta a alcalde y lo da en Palenque
Isaín Mandujano
Centro de Comunicación Alternativa
cencoalt.blogspot.com
Tuxtla Gutiérrez, Chis. (apro).
16 septiembre, 2016
La resistencia popular-magisterial (CNTE, padres de familia y pobladores de distintas comunidades, entre quienes destacó la presencia de adherentes a la Sexta Declaración de la Selva Lacandona) dieron el Antigrito en Tuxtla Gutiérrez y en Palenque, adelantándose al presidente municipal. Lo intentaron también en Tapachula, sede alterna elegida por el gobernador, pero un despliegue policíaco lo impidió, reprimiendo con toletes y gases lacrimógenos a los pobladores que se dieron cita para el Antigrito, por lo que el gobernador tuvo que hacerlo en medio de un cerco policíaco.
        Por su parte, en el Ejido Tila, donde desde diciembre pasado fueron expulsadas las autoridades oficialistas, por primera vez pudo darse El Grito por parte del pueblo organizado que construye su autonomía.
        Así podría resumirse  la información de lo ocurrido el 15 de septiembre. Cabe aclarar que el EZLN como tal no convocó al Antigrito, ha convocado sí a solidarizarse con la resistencia magisterial, con la lucha contra la mal llamada reforma educativa, por lo que es en este sentido que se entiende la presencia de simpatizantes del EZLN y adherentes a la Sexta (antes la Otra Campaña). Es aventurado afirmar, como se hace en la nota siguiente que “EZLN da el Grito en Palenque”.
(Nota de La Voz del Anáhuac)
Mientras que el gobernador Manuel Velasco Coello tuvo que dar el Grito de Independencia en Tapachula como sede alterna, pues la plaza de la capital del estado está ocupada por los maestros en paro, en Palenque cientos de hombres y mujeres simpatizantes del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) tomaron la plaza y dieron el Grito asaltando el palco de la presidencia municipal donde estaría el alcalde de ese lugar.
En Tapachula, cientos de ciudadanos que pretendían irrumpir en el Grito de Independencia, fueron reprimidos con toletes y gases lacrimógenos, previo al acto encabezado por el gobernador Manuel Velasco Coello.
Los pobladores que desde la mañana por redes sociales se empezaron a citar para boicotear el Grito de Independencia fueron contenidos por policías municipales y estatales. Así, en medio de un fuerte cerco de seguridad, el gobernador salió al palco ondeando la bandera y entonando los nombres de cada uno de los héroes de la patria al mismo tiempo que tocaba la campana.
En tanto que en Palenque, hombres y mujeres llegaron desde diversas comunidades, muchos de ellos con pasamontañas. Tras la marcha, en la que se identificaron como maestros, campesinos, padres de familia y adherentes a la Otra Campaña del EZLN, llegaron hasta la plaza central.
Ahí el contingente realizó honores a la bandera y marchó la escolta encapuchada. Para luego poner una escalera y subir al palco donde todo estaba listo para que saliera el alcalde a dar el Grito de Independencia.
Pero los encapuchados se adelantaron y entonaron consignas contra “el mal gobierno”, de igual forma leyeron los nombres de los héroes de la Independencia y se pronunciaron en contra de las reformas estructurales, entre ellas la reforma educativa.
En Tuxtla, los maestros celebraron una verbena popular en la plaza central donde siguen los campamentos de los maestros en paro. Ahí dieron el “Antigrito”, al entonar consignas contra el gobierno de Enrique Peña Nieto y rindieron honores a la bandera.
En Tila, las autoridades ejidales celebraron la expulsión de las autoridades municipales y por vez primera celebraron ellos el Grito de Independencia.
“Hemos de reconocer que no es fácil llevar a cabo nuestra autonomía ejidal, pero conscientes de que tenemos que continuar aunque existan tropiezos, pero siempre con la frente en alto en nuestra conciencia de lucha; puesto que durante la estancia del ayuntamiento en nuestro ejido, además del despojo y la violencia paramilitar, de manera ilegal se incrementaron los expendios de bebidas alcohólicas con la autorización de licencias para abarrotes vinos y licores, bares y cantinas desde el ayuntamiento; así como, el aumento de la prostitución, la drogadicción , narcomenudeo y el robo a casa habitación. Es así que se pueden observar bares y cantinas a escasos metros de las escuelas y que se tiene que ir trabajando poco a poco para evitar que se siga envenenando nuestra gente y ya estamos haciendo diferentes pruebas como acuerdo de la asamblea general”, dice la misiva leída por los ejidatarios.