martes, 26 de mayo de 2015

Opción legal para hacer valer en derecho a la jubilación a los trabajadores telefonistas

Ramón Félix (ramfelix@hotmail.com)
Trabajador telefonista jubilado de la Sección Matriz  
Aunque se pudiera pensar que el entorpecer el derecho a jubilarse en los términos legales es un problema particular de los telefonistas, pues el STRM y Telmex pactaron, en la reciente revisión salarial, medidas que además de modificar la edad y los años de servicio para jubilarse al personal de nuevo ingreso, también acordaron entorpecer el ejercicio de este derecho a quienes por su antigüedad y años de servicio ya lo podrían hacer, promoviendo su campaña de convencimiento por  la “permanencia voluntaria” (como si estuviéramos en el cine) e incumpliendo su obligación de dar trámite ante la empresa a la solicitud de jubilación que el trabajador presenta ante el Sindicato una vez que ha cumplido con los términos contractuales para poder jubilarse.
Pero pensamos que no es problema sólo de los telefonistas, sino de todos los trabajadores, pues es bien sabido que las políticas neoliberales hoy están encaminadas a alargar la vida laboral de los trabajadores, mermar los parámetros legales para ejercer este derecho a quienes lo tienen pactado en sus contratos colectivos y negarlo tajantemente a quienes carecen de la protección de un contrato colectivo. El objetivo del capital es avanzar hacia la eliminación definitiva de este derecho.
Y también sabemos del papel “ejemplar” que el Sindicato de Telefonistas ha jugado en la configuración de las políticas neoliberales en la llamada nueva cultura laboral, mismas que ha ido imponiendo en el Contrato Colectivo de los telefonistas (flexibilidad, movilidad, polivalencia, productividad), y que han servido como modelo para las reformas laborales aplicables a todos los trabajadores desde finales de 2012.
Por ello es interesante la propuesta que aquí presenta un trabajador telefonista jubilado a sus compañeros, como opción legal para hacer valer este derecho.
(Comentario de La Voz del Anáhuac)
 
Compañero telefonista:

Si ya tienes derecho a jubilarte y en el sindicato no tramitan tu petición de jubilación a la empresa, puedes hacerlo a través de la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje

Aproximadamente en el año 2000 comenzaron con el “run-run” de que los telefonistas debían trabajar más tiempo, pero fue en el año 2009 cuando la empresa y la representación sindical pactaron en esa revisión salarial que los nuevos, a partir de ese año, trabajarán aproximadamente siete años más, permaneciendo hasta los sesenta de edad, y además les disminuyeron la pensión jubilatoria. También a partir de ahí arreció su “Programa de Permanencia Voluntaria” como campaña, a base de convencimiento, y en la revisión salarial de este año pactan dos acuerdos más que ya afectan a todos los telefonistas: los que entren a partir de abril de 2015 obtendrán su jubilación hasta los 65 años de edad y por otra parte todos los telefonistas aun los más antiguos deberán posponer su jubilación cinco años más.

En esta ocasión queremos analizar este problema laboral en su aspecto legal para proponerle a los telefonistas que quieran jubilarse  una alternativa legal ya que si bien los nuevos telefonistas, o sea los que ingresaron a partir del 2009 y a partir de 2015, están forzados por esos acuerdos ya que les modificaron el contrato colectivo, todos los compañeros que ingresaron antes del 2009 pueden hacer valer su derecho a la jubilación presentando su petición de jubilación en la JFCA, a la par de hacerlo en la Secretaría del Trabajo del Sindicato de manera que si el Sindicato no lo presenta a la empresa lo hará la Junta, lo cual deberá ser procedente ya que no se ha modificado en el contrato el derecho a la jubilación  para los que ingresaron a laborar antes del 2009, pues las cláusulas 149 y 150 quedaron intactas. El acuerdo entre la empresa y el sindicato con el que pretenden postergar la jubilación cinco años más se deriva de que en el contrato está la cláusula 160 que en su tercer párrafo le da al sindicato la facultad de enviarle a la empresa la petición de jubilación que haga el trabajador y lo que convinieron ambas partes hace unos días es que el sindicato no le dará tramite a la petición del trabajador ante la empresa; aparentemente ese es un obstáculo suficiente para que alguien no se pueda jubilar pero como no modificaron las cláusulas fundamentales del derecho a la jubilación antes citadas, puede hacerse la solicitud de jubilación ante la Junta como se comentó antes.

Muy desafortunadamente esa es la nueva realidad para poderse jubilar dado el gran atropello que están cometiendo contra nuestro contrato colectivo la empresa y el ya decrépito líder sindical. Aquí todavía cabe la posibilidad de que la empresa no acate la petición de jubilación pero ello es remoto porque en ese caso enseguida de esta negativa dicha petición se presenta como demanda laboral en forma, si así se desea,  y aunque el trabajador solicitante se vea así forzado a seguir laborando hasta obtener el laudo es altamente probable, en términos legales, que dicho laudo le sea favorable, en cuyo caso la empresa o tal vez el sindicato o ambas partes deberán compensar al trabajador que tenga derecho a jubilarse todo el tiempo extraordinario laborado y otras prestaciones.

Esta opción legal que proponemos va dirigida  a quienes tengan suficiente necesidad de jubilarse, pero también a todos aquellos que tengan la dignidad para no dejarse subyugar por la abusiva voluntad y componenda obrero-patronal.

También hacemos esta propuesta porque es importante frenar ya las agresiones que vienen haciendo sistemáticamente el líder sindical y la empresa. Si no detenemos este reciente acuerdo contra la jubilación es muy probable que luego quieran ya afectar todo el clausulado de la jubilación para que entonces si, por ninguna vía legal se puedan escapar los trabajadores. De hecho es muy probable que las afectaciones de 2009 y la de ahora en 2015 contra los nuevos prolongándoles su edad hasta los 60 y los 65 respectivamente, vayan dirigidas mediante aproximaciones a mutilar en el contrato las cláusulas de la jubilación de todos.

Entre más compañeros acudan a presentar su petición de jubilación en la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje será más factible que el sindicato desista de este abuso que ahora quiere cometer contra sus agremiados a pesar de tantos y tantos millones de pesos que les damos de cuotas sindicales semanalmente para que ahora se vendan así con la empresa. Sobre todo es factible que el sindicato enmiende su actitud porque posiblemente quien pagaría todas las prestaciones extras que se reclamen será él mismo ya que la empresa en esto está con las manos aparentemente limpias, o  sea, en términos legales es el sindicato el que hace la parte sucia del trabajo pues es a quien le toca bloquear el envío a la empresa de la petición del trabajador. Los vividores sindicales no querrán dejar de gastarse todo nuestro dinero y no querrán devolverlo a los trabajadores en forma de indemnización, compensación o tiempo extra de cinco años y se verán obligados a mejor cursarle a la empresa las peticiones de jubilación de los trabajadores.
CORDIALMENTE:
Ramón Félix (ramfelix@hotmail.com)
Trabajador telefonista jubilado de la Sección Matriz
A continuación anexamos el cuadro de honor de los mejores telefonistas  luciendo sus acuerdos sobre la jubilación:
Revisión Salarial 2015 - 2016
Teléfonos de México informa de la conclusión de la revisión salarial 2015-2016 con el Sindicato de Telefonistas de la República Mexicana (STRM), en cuyo marco se firmó el Convenio de Incentivos a la Calidad, Competitividad y Productividad, que tiene como objetivo continuar mejorando la calidad de los servicios que ofrece la empresa y la experiencia de sus clientes.
Por otra parte, Empresa y Sindicato acordaron la modificación del esquema de jubilación para el personal de nuevo ingreso, a los 65 años de edad, así como continuar el impulso al innovador Programa de Permanencia Voluntaria que ha puesto en marcha TELMEX desde el año 2012, y que permite que los trabajadores de TELMEX que pueden optar por su jubilación, continúen activos por cuando menos cinco años más, trabajando sólo cuatro días a la semana, manteniéndose productivos para ellos y sus familias y aportando su experiencia y conocimientos a favor de la empresa y del país.
Empresa y Sindicato concluyeron esta revisión salarial con un aumento del 4.3% directo al salario y 1.5% en prestaciones, y convinieron un incremento de la bolsa de Productividad en un 4%. En este sentido, el Director General de TELMEX, Lic. Héctor Slim Seade, afirmó que se deberá incrementar la productividad en todas las áreas de la organización, con base en las mejores prácticas internacionales para continuar como la empresa líder en el sector. "Contamos con la experiencia, la capacidad, el capital humano, la voluntad y el espíritu que han hecho posible estar presentes en los hogares, negocios y empresas de todo el país".
El Director General de TELMEX, Lic. Héctor Slim Seade, afirmó: "Esta negociación con la representación sindical de TELMEX ha sido la mejor posible, habida cuenta del impacto económico en la empresa, y consecuentemente en su planta laboral, generado por el nuevo entorno del sector". El Lic. Slim Seade precisó asimismo que empresa y sindicato deberán continuar trabajando para enfrentar juntos los nuevos retos de TELMEX.