miércoles, 22 de abril de 2015

#Ayotzinapa: NUEVAS LÍNEAS DE INVESTIGACIÓN Y BÚSQUEDAS, RECOMIENDAN EXPERTOS DE LA CIDH

Por Sididh/Centro Prodh
22 abril, 2015

Como resultado de la segunda etapa de su trabajo, el Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI) entregó información sobre la desaparición de los normalistas de Ayotzinapa al gobierno mexicano y le recomendó abrir nuevas líneas de investigación, ampliar la existente y realizar búsquedas en nuevos lugares.

Próximamente, estos expertos designados por la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos (CIDH) analizarán los proyectos de ley sobre desaparición de personas que les hicieron llegar tanto el Poder Legislativo como el Ejecutivo para realizar observaciones.

En boletín de prensa se detallaron las actividades que realizó el GIEI en su segunda visita a México, entre el 6 y el 22 de abril: la visita al Cefereso 4 de Nayarit, donde se entrevistaron con algunos detenidos; la mediación entre autoridades y víctimas para avanzar en la investigación; la petición de que se hagan nuevas diligencias y se amplíen otras ya realizadas previamente; la solicitud de más y mejores imágenes satelitales; la reconstrucción de los hechos de la noche del 26 al 27 de septiembre en Iguala con el apoyo de los normalistas que estuvieron presentes; la petición de que se incorporen nuevos lugares de búsqueda y la solicitud al Senado de aprobar la reforma constitucional necesaria para posteriormente elaborar una ley sobre desaparición forzada, entre otros.

“El GIEI ha revisado una parte importante de las casi 80,000 fojas del expediente, ha proporcionado nuevos puntos focales y diligencias de investigación, ha realizado entrevistas a un primer grupo de acusados, ha canalizado algunas demandas de los familiares respecto a la búsqueda, atención y protección, ha facilitado espacios de acuerdo con las autoridades, ha llevado a cabo contactos y acciones para el establecimiento de un marco legal adecuado en el tema de la desaparición de personas, y espera que se concreten próximamente los compromisos adquiridos”, detallaron en su informe.

En cuanto a la búsqueda, el GIEI entregó a la Policía Federal información sobre dos lugares que deben ser inspeccionados. Propuso algunos criterios de búsqueda, entre ellos contar con la participación de los familiares –aunque sin basarse únicamente en la información que estos proporcionen- y utilizar los recursos técnicos apropiados y contar con personal capacitado, además de brindar en todos los casos información posteriormente a los familiares de forma clara, escuchando y resolviendo sus preocupaciones y dudas.

Los expertos, que examinarán la información sobre otras fosas que podrían guardar relación con los policías municipales de Iguala, reiteraron que se necesita fortalecer la búsqueda de enterramientos clandestinos utilizando tecnología láser (LIDAR), para identificar perturbaciones en el terreno de los lugares cercanos a Pueblo Viejo, La Parota y alrededores.

Entre otras acciones relativas a la investigación, el Grupo solicitó que se complete la información oficial presentada sobre los escenarios en que se dieron los hechos de la noche del 26 y la madrugada del 27 de septiembre de 2014.

Además de las propuestas de ley sobre desaparición forzada, el Grupo de expertos analizará el Proyecto de protocolo homologado de investigación para la desaparición forzada de la Conferencia Nacional de Procuración de Justicia.

Los expertos pidieron a las autoridades investigar y evitar la revictimización y coacción a los familiares de los estudiantes desaparecidos.

En su primer informe, rendido a finales de marzo, los expertos señalaron que la desaparición forzada de los 43 normalistas, los días 26 y 27 de septiembre, constituye un crimen de lesa humanidad; pidieron que continúe la búsqueda de los jóvenes y solicitaron una entrevista con el personal militar del Batallón 27 de Iguala. Al respecto, el Grupo ya cuenta con el expediente digital completo; las entrevistas con miembros del Batallón 27 se realizarán próximamente, y ya se acordó un mecanismo de atención médica para los familiares de los 43 jóvenes y para elaborar un segundo diagnóstico para el joven Aldo Gutiérrez, quien se encuentra en estado muy grave.

Carlos Beristaín y Francisco Cox, dos de los miembros del GIEI, señalaron que las víctimas “se encuentran en una muy difícil situación, luego de que han pasado casi siete meses de los hechos”.

El trabajo del GIEI se centra en cuatro áreas: proceso de búsqueda, investigación, atención a las víctimas y políticas públicas frente a la desaparición forzada. Su próxima visita será a partir del 1 de mayo, y se espera que pueda entregar su informe final para el mes de septiembre.