miércoles, 23 de octubre de 2013

Guerrero, México: Camarada Rocío Mesino Mesino, siempre estarás viva junto a tu pueblo (OCSS)

La OCSS se convierte desde su fundación en una alternativa de organización para los campesinos pobres y un peligro para los gobiernos en turno. La única posibilidad para detener el avance de la OCSS es la represión: militarizan la región, fabrican delitos, torturan, detienen injustificadamente, secuestran y asesinan a sus militantes. El gobierno de Figueroa Alcocer prepara el golpe definitivo, una emboscada en el Vado de Aguas Blancas con 200 efectivos de la Policía Judicial antimotines y la policía motorizada, fuertemente armados. El 28 de junio de 1995, 17 personas, miembros en su mayoría de la Organización Campesina de la Sierra Sur, fueron ejecutadas sumariamente y otras 25 resultaron heridas de gravedad. Este acontecimiento ha constituido una de las violaciones a los derechos humanos que mayor indignación ha causado dada la impunidad en la que permanece.  
Por supuesto el estado protegió a sus mafiosos e intensificó la represión en contra de la Organización Campesina de la Sierra del Sur. 
El artero crimen de la compañera Rocío Mesino Mesino perpetrado ayer 19 de octubre se suma a la de Miguel Ángel Mesino Mesino y demás compañeros de la OCSS 
La compañera Rocío Mesino se distinguió por su entereza en la lucha, su decisión inquebrantable en la defensa de los intereses del pueblo, por tener una gran sensibilidad y calidad humana capaz de sentir en lo más profundo de su ser los sufrimientos de nuestro pueblo. Su muerte es una gran pérdida para la OCSS y del movimiento social y popular. Su enseñanza perdurará en nuestras mentes y corazones, será un baluarte en el actuar de cada uno de nosotros. 
Para nosotros la vida es un acto histórico social, colectivo y de conciencia  con la naturaleza humana, entonces no tiene caso llorar por alguien cuya vida fue un ejemplo y la muerte de Rocío Mesino sólo es un accidente histórico, que se recordará de acuerdo con su compromiso social. 
Luego entonces la muerte es una circunstancia cuando se ha cumplido bien la obra de la vida, por eso más allá de la entrañable relación amistosa entre nosotros y la compañera Rocío Mesino del conjunto de reconocimientos a su carácter, a su obra,  a su forma ordenada de mirar el mundo y de su participación política, su partida es una confirmación de este aforismo porque ella cumplió muy bien la obra de la vida;  muchos incluso sus adversarios recuerdan aspectos de su carácter, su personalidad y su vida que lo comprueban.   
Exigimos a los tres niveles de gobiernoPeña Nieto, Ángel Aguirre y Ediberto Tabarez Cisneros,  que se agoten todas las líneas de investigación y castigo a los autores intelectuales y materiales. 
¡Por la unidad de obreros y campesinos! 
ORGANIZACIÓN CAMPESINA DE LA SIERRA DEL SUR 
20 de octubre 2013 

No hay comentarios: