lunes, 26 de agosto de 2013

Presentación y libertad a Néstora Salgado García, Coordinadora de la Policía Comunitaria de Olinalá, Guerrero

Clama familiar apoyo de Amnistía Internacional para localizar a Néstora Salgado
Se trata de un asunto eminentemente político, declara.
Tlapa, 24 de agosto. Una familiar de Néstora Salgado, -coordinadora de la Policía Comunitaria de Olinalá, detenida el miércoles por fuerzas castrenses-, pidió la intervención de la ONG Amnistía Internacional así como de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) para saber de ella ante la violación a sus derechos humanos. El llamado internacional es para que AI ayude a localizar a Salgado en tanto que para la CNDH se acerque a vigilar el procedimiento penal que se ejerce contra la mujer además de investigar la detención arbitraria que la mantiene incomunicada a tres días de su detención.
La familiar, que solicitó omitir su nombre y que le tomaran fotografías, aunque un agente del Estado le tomó una, indicó en conferencia de prensa que interpuso una denuncia ante el Ministerio Público de Tlapa en contra del ejército y la marina “porque violaron sus derechos humanos de Néstora”.
“Está incomunicada, tenemos la presunción de que ha sido torturada y golpeada, el ejército y la marina no le presentaron ninguna orden de aprehensión ni le informaron el porqué de la detención solo se la llevaron por lo que está en calidad de desaparecida para nosotros”.
Lo anterior, comunicó la entrevistada, viola protocolos internacionales como la Convención de Viena al tener Salgado la nacionalidad americana.
“No hay una denuncia sólida, es una acción eminentemente política, ella tomó el mando de la Policía Comunitaria de Olinalá lo que derivó en una aprehensión a base de delitos construidos por las autoridades y acusaciones con un trasfondo político”, aseguró.
Agregó que la Policía Comunitaria de Olinalá no ha excedido los límites, sino que se trata de una acción política ante la incapacidad de los gobiernos federal, estatal y municipal de resolver los problemas de narcotráfico y delincuencia organizada.
La mujer, anunció que hacen responsable al alcalde priísta Eusebio González Rodríguez, la marina y el ejército y al procurador del estado Iñaki Blanco Cabrera de la situación y lo que le pueda ocurrir a Néstora.
El gobierno estatal anunció días antes con bombo y platillos la detención de la olinalteca cuando en el pasado el gobernado calificó de heroico el levantamiento en Olinalá y aseguró que apoyaría la conformación de una Policía Comunitaria.
La joven, hizo un llamado a la sociedad mexicana y a las comunidades del estado para intervenir en la liberación de Néstora Salgado y los demás detenidos de la policía comunitaria.
Por otra parte aseguró que le han informado que no ha ingresado al penal 04 de Nayarit ninguna persona con el nombre de su familiar, reiteró que ni el ejército ni la marina dan información por lo que han pedido la intervención de la embajada de Estados Unidos de Norteamérica.
“No la dejan tener comunicación, gente del gobierno dice que no quiere meterse, el MP aparentemente no tiene conocimiento del caso no tenemos acceso a ella no sabemos dónde está ni información ni nada, es un atropello”, se quejó.
Narró el testimonio de Armando Torres Salgado, sobrino de Néstora; recordó que acudieron a cargar gasolina en la camioneta propiedad de ella, más adelante a la entrada de la ciudad había un retén de militares frente al Tecnológico en el cual les pidieron bajar del vehículo para hacer una revisión.
Tras revisar el vehículo les dijeron que se podían ir pero llegó otro soldado pidiéndole que se esperara que no se preocupara, al preguntar ella ¿qué pasaba? se subieron a la camioneta y el militar les dijo que nada, pasaron diez minutos y llegó un efectivo de la marina y les dijo que se bajaran y preguntó si ella era Néstora a lo que asintió.
Sin presentar orden de aprehensión dijo que se llevarían al muchacho a lo que ella dijo que no. Finalmente se la llevaron sin dejar algún documento que informará sobre los motivos de la detención.
El día de mañana habrá una marcha en el poblado de Olinalá para demandar la libertad de Néstora acusada de un presunto secuestro en contra del síndico sobre el que pesaba una investigación por parte del sistema de justicia comunitario de la CRAC, al haber sido sorprendido mientras intentaba llevarse una res que no era de su propiedad, parte de las evidencias de un doble asesinato.

No hay comentarios: