lunes, 24 de junio de 2013

Chiapas sin gobierno. El Chiapas de arriba es una ficción política a toda prueba (por Gaspar Morquecho)


 
ALAI, América Latina en Movimiento
México, 2013-06-24


Nada nuevo bajo el sol. Si a México lo han gobernado Zedillo, Fox y Calderón, no es extraño que en los últimos años aigan gobernado  a Chiapas un criminal (Ruiz Ferro), un obediente (El Croquetas Albores) y el huidizo Juan Sabines Jr., al que le convendría irse a refugiar a Oceánica antes de que la correlación de fuerzas cambie y vaya a parar a la celda que dejó libre Pablo Salazar en El Amate.  No cabe duda que La Familia Chiapaneca y el priísmo local es diverso, plural e incluyente. Ahí usted puede encontrar –como en el mercado negro-, de todo.

Si en la década de 1970, el criminal de Luis Echeverría Álvarez tuvo el tino de imponer como gobernador de Chiapas al Dr. Manuel Velasco Suárez  que vivió a plenitud el paternalismo autoritario, la intervención de los organismos internacionales en Los Altos de Chiapas y la guerra sucia, su nieto, el güerín Velasco no ha tenido la misma fortuna en la época del retorno del Salinismo, del Neoliberalismo autoritario, de la criminalización de los movimientos sociales y de una guerra que ha dejado miles de víctimas.

Cuentan que la historia de la candidatura del güerito esmirriado para  gobernador de Chiapas también viene de lejos. Que la familia de Salinas y su facción política y Grupo Compacto tuvieron un importante acercamiento con la familia del Dr. Velasco Suárez. Es muy probable que esa relación político familiar haya forjado la pareja de Camacho Solís y la hija del fallecido neurocirujano,  la  señora Guadalupe Velasco Siles, su primera esposa. Ese matrimonio lo hizo partícipe de la Familia Chiapaneca y tío político del actual y presunto gobernador de Chiapas.

En una entrevista el priísta coleto Arturo Morales Urioste aceptó que al güerito lo habían impuesto y que habían dejado a los priístas en la disputa de senadurías, diputaciones y presidencias municipales. Efectivamente, el güerito fue impuesto por Salinas-EPN. Sus primeros cien días de gobierno estuvieron plenos de visitas a algunos municipios y un montón de cifras magnificadas por la tele, mientras el Secretario de Gobierno Noé Castañón -retaguardia de Sabines  y con el fin de continuar en el cargo-, se dedicó  a calentar los ánimos en San Bartolomé de los Llanos (Venustiano Carranza) durante los tres últimos meses del 2012 y lo que va del 2013. El 5 de mayo pasado se dieron violentos enfrentamientos en Venustiano Carranza con el saldo de una treintena de casas destruidas, 400 desplazados y dos muertos. En los festejos del 10 de mayo en Comitán, el güerín apareció con la señora Orantes (impuesta por el senador Camacho Solís como candidata a modo bajo las siglas del PRD al gobierno de Chiapas), lanzándose incontables piropos políticos. Entonces se vio a la Orantes como la muy probable sucesora de Noé Castañón. 

Cuentan que entre la segunda y tercera semana de junio la Familia Chiapaneca y sus huestes priístas prepararon la fase previa para sustituir al güerito Velasco. En concurridas reuniones en tres municipios -una de ellas en San Cristóbal de Las Casas-, se preparaba el arribo a la Secretaría de Gobierno, nada más ni nada menos, que del afamado senador Albores, mejor conocido como El Croquetitas. El paso siguiente sería provocar la renuncia del presunto gobernador de Chiapas. Cuentan que la oportuna intervención del tío Camacho Solís impidió la  asonada. Haciendo alarde de sus dotes de comisionado de paz, espantó a los alzados con el petate del muerto y les advirtió que la figura del senador Croquetitas desataría tensiones de imprevisibles consecuencias.

Mientras tanto Noé Castañón seguía echando leña a la hoguera en Venustiano Carranza. El 18 de junio por la tarde cientos de policías federales y de la entidad ocuparon la cabecera municipal de Carranza con la intención de detener al Comisariado de Bienes Comunales acusado de autor intelectual de la violencia del 5 de mayo pasado. Los comuneros resistieron. Levantaron barricadas y se enfrentaron a las fuerzas armadas con cohetones, piedras y palos. En la semana del 17 al 28 de junio el güerito había anunciado cambios en su gabinete.

Si el güerito no gobierna, ¿quién lo sostiene?: Salinas-EPN y una escandalosa y fraudulenta elección con más del 70 por ciento de los votos a su favor. Nomás vea las imágenes al lado de EPN en sus giras por Chiapas. Entons, ¿quién gobierna Chiapas? Sorpraaaaaiiiis: ¡El tío y senador Camacho Solís! Chiapas es una ficción política a toda prueba. Ahora Noé tiene que echar sus barbas en remojo. Al parecer sus días están contados. El expediente de Sabines está en lista de espera en la PRG y el cachorro de Albores tendrá que contentarse con sus croquetitas senatoriales. Por lo pronto el gobernador de Chiapas es realmente inexistente y las nuevas heridas lastimarán por décadas a los Comuneros de Carranza.  

Vamos a ver de qué tamaño son los cambios anunciados por el güerejillo y presunto gobernador de Chiapas.